Connect with us

Alimentos

10 errores que debes evitar al cocinar huevos

Los huevos fríos del refrigerador tienen más probabilidades de romperse cuando se ponen en contacto directo con agua caliente.
Los huevos fríos del refrigerador tienen más probabilidades de romperse cuando se ponen en contacto directo con agua caliente.

Foto:
Trang Doan / Pexels

Los huevos son por mucho un alimento básico en nuestra cocina, por versátiles, sabrosos, nutritivos y económicos. Puedes cocinarlos de múltiples formas, entre los más clásicos están los clásicos huevos fritos, cocidos o revueltos que son preparaciones rápidas y sencillas pero deliciosas.

Te ayudamos a evitar algunos errores comunes que arruinan unos huevos perfectos a la vista y al paladar.

Romper los huevos en el sartén

No rompas los huevos en el sartén aunque consideres da igual porque tus huevos serán revueltos. Procura revolverlos bien antes de vaciar al sartén, de lo contrario tus huevos se mezclarán de manera desigual, no lucirán un color homogéneo ni serán hermosamente esponjosos.

No olvides moverlos en la sartén si los abandonas sin tocarlos se formará una costra en el fondo, nadie quiere unos huevos secos.

Romper los huevos en el borde del tazón

Evita pedazos de cascarón en el interior del tazón al romper los huevos en el borde. Lo mejor es golpear suavemente el huevo sobre una encimera plana y luego abrirlo sobre el tazón. Si se te cuela un pedazo de cáscara, péscalo con otro pedazo de cascarón.

No batir bien

Unos segundos más que dediques para revolver rápidamente tus huevos con un tenedor pueden hacer que tu mezcla homogénea, sin dejar hebras blancas o claras, ideal para los huevos revueltos y las tortillas, esponjosos y con un perfecto amarillo uniforme.

Cocinarlos a fuego alto

A menos que quieras unos huevos revueltos secos, evita cocinarlos a fuego alto. Precalienta tu sartén a fuego medio y reduce a medio bajo cuando agregues los huevos. Cocinar lentamente a fuego bajo permite una cocción uniforme, quedarán perfectos y esponjosos. ¡Esperar un poco tiene su recompensa!

No usar sartén antiadherente

Usa un sartén antiadherente para cocinar tus huevos y evitar que se peguen, además de que quedarán mejor, no batallarás al tener que limpiar residuos difíciles. Así que por favor, evita usar sartén de hierro fundido para cocinar tus huevos revueltos o habrá buena parte pegada al fondo.

Además de un sartén antiadherente, ayuda a que tus huevos se puedan mover con facilidad con algún tipo de grasa. Si quieres grasas buenas, usa aceite de oliva o aguacate.

Dejar los huevos en el sartén después de cocinarlos

Una vez que apagaste el fuego después de que tus huevos hayan terminado de cocinarse, no los dejes en el sartén, este permanecerá caliente, continuará cocinando los huevos y pueden quedar secos. Mejor colócalos en un plato o tazón, si no los servirás al momento, cúbrelos con una tela o papel aluminio para mantenerlos calientes.

Huevos cocidos: agregar los huevos al agua hirviendo

Los huevos fríos del refrigerador tienen más probabilidades de romperse cuando se ponen en contacto directo con agua caliente. Coloca los huevos en la olla vacía y luego cubre con agua fría, coloca en el fuego y deja que gradualmente alcancen la temperatura y se cocinen de manera uniforme.

Cocer demasiado

No los dejes demasiado tiempo en el agua hirviendo o las yemas adquirirán un color grisáceo y probablemente un olor desagradable. Recuerda que el agua sigue muy caliente aun cuando retiras de la estufa. Una vez que hierva puedes apagar el fuego y dejar los reposar en el agua durante 10 minutos.

Huevos que son demasiado frescos

Los huevos duros son mejores cuando no están demasiado frescos, se pelarán mejor y evitarás que la mitad del huevo se desprenda con la cáscara.

Pelar los huevos antes de que se enfríen

Deja que el huevo se enfríe por unos minutos antes de pelarlo, así se separa ligeramente de la cáscara y lo pelarás fácilmente.

Advertisement
Click to comment
Advertisement

Facebook

Tendencia