Connect with us

Belleza

Con los pelos a la moda

Por Nora Cifuentes.

Junto al armario, a veces nos da por cambiar de peinado. Tal vez influya el teletrabajo con sus videoconferencias en las que el rostro cobra protagonismo,  por  querer recuperar nuestro cabello de los daños del sol y los baños en playa o piscina, o simplemente por las  promesas de recuperar la normalidad en la vuelta al trabajo, donde se visualizará nuestra melena.

El caso es que sí, el cabello puede decir muchas cosas sobre uno mismo y estas son algunas de las tendencias capilares que se van a llevar los próximos meses.

CORTE LADY DI.

Quizá porque se acerca el estreno de “Spencer”, la película del chileno Pablo Larraín, en la que Kristen Stewart dará vida a Lady Di quien, tras sus primeras proyecciones en festivales, se ha ganado la admiración de la crítica; por la imitadora Rose Van Rijn; por el último corte de pelo de Miley Cyrus; o por “The Crown” (serie de Netflix), pero el caso es que una vez más, Diana Spencer marca tendencia.

Para Álex Sestelo, estilista de los salones homónimos, “el corte princesa Diana de Gales resulta este año inspirador, viene con fuerza”. Y explica en que “se trata de un corte basado en ligeras capas para el frente, más largo en la coronilla y un flequillo cortado hasta el puente de la nariz”.

MELENA “SHAGGY2.

“El término ‘shaggy’ significa despeinado, enmarañado, revuelto… fue un corte muy popular en los setenta y primeros noventa del pasado siglo”, afirma David Lesur, director de formación de los salones David Künzle.

Un corte del que Álex Sestelo afirma: “será muy demandado: funciona bien con o sin flequillo y se adapta a prácticamente todos los tipos y longitudes de cabello”.

Este tipo de peinado que arrasa como corte femenino es “una media melena a la altura de la mandíbula o donde comienza el cuello, que queda muy bien en personas con el cabello fino y caras también delgadas o estrechas”, explica Lesur, quien añade que el corte es “tremendamente “cool” y sexy”.

ARRIBA LAS RUBIAS.

Pues sí, para Álex Sestelo, las melenas rubias seguirán estando de moda esta temporada. Especialmente en tonos cálidos, como el rubio nuez o un rubio arena con tonalidades, aunque para quienes prefieran un tono algo más frío, el rubio champán se seguirá llevando.

FLEQUILLOS CON PRESENCIA.

Si durante el año se llevaba el flequillo de cortina, a partir de octubre “ dará paso a las frentes cubiertas con flequillos marcados y contundentes que “podrán conjugarse con cualquier longitud de cabello”, según Sestelo.

¿Cómo debe llevarse? Fácil: “la clave es que el flequillo sea abundante para crear un marco definido para el rostro”. Dependiendo de las facciones puede adaptarse al flequillo mini (dos dedos por encima de las cejas y recto), el desfilado o el irregular. Así que ya saben: flequillos para todas.

VIOLETAS FANTASÍA.

Para los amantes de los colores fantasía y de apuestas más arriesgadas, el cabello rosa ha sido la tendencia últimamente pero, a partir de ahora, los violetas serán los que marquen la moda.

De acuerdo con  Sestelo, “el amatista o violeta pastel será un tono divertido que promete para la temporada”. Por otro lado “el color orquídea muestra un lado más cálido que el violeta y favorecerá especialmente a los rostros de tez oscura”.

PELIRROJOS COBRIZOS.

Si los tonos pasteles eran los que más habían triunfado, sobre todo para ellas, ahora parece que tocan apuestas más atrevidas, dando paso a “los rojizos con todos sus matices”,  de acuerdo con Sestelo. 

Quizá sea porque son tonos muy en consonancia con la estación otoñal o porque toca darle pasión a la melena, pero el caso es que “vuelven los pelirrojos y cobrizos con reflejos que recuerdan al color del cielo cuando cae el sol”, indica el estilista.

Como truco, “una excelente manera de hacerlo realidad es con un brillo o tinte rojo sobre el color base habitual”, agrega.

VUELVEN LAS CAPAS.

Sí, una vez más, las capas despeinadas vuelven para quedarse: “especialmente las cortadas con navaja para que las puntas tengan un acabado ligero”, según Álex Sestelo, aunque el consejo es “aplicar aceite capilar en tu melena para proteger las puntas”. 

Y es que con este tipo de cortes capeados y despeinados pero femeninos, según el especialista “se obtiene un “look” muy ‘cool’ y despreocupado, apto tanto para cabellos lisos como rizados”.

CASTAÑOS OSCUROS.

Pero  no todo son melenas rubias, pelirrojas, o violetas… También hay sitio para los cabellos oscuros, especialmente los castaños, para Sestelo, “con todas sus variedades: marrón chocolate, moka, tonos café…”.

Porque los colores oscuros “hacen que la melena parezca más sana, brillante y densa. Son una buena solución para aportar volumen al pelo fino”, añade.

Como pequeño ‘tip’ de belleza, “para aportar movimiento, los castaños pueden aclararse ligeramente con unos puntos de luz en medios y puntas”.

ESTILO BOB.

Un clásico en la moda capilar femenina que, una vez más, sigue de moda: el corte bob. Mini y recto, Sestelo explica que “el toque ‘chic’ se logra con un corte justo a la altura de la barbilla y además se adapta mejor a los cabellos lisos”.

MECHAS “CHUNKY”.

Las “chunky highlights” ya se empezaban a ver la anterior temporada pero, según Álex Sestelo, ahora arrasarán. De nuevo, son de esos estilos que regresan del pasado: “mechas anchas noventeras y con mucho contraste, que crean una ilusión de melena a dos colores”.

Así, “las ‘chunky’ son mechones frontales que enmarcan el rostro, rectos y muy definidos, donde se utilizan dos tonos para destacar el claroscuro de la melena”, explica Inmaculada García, directora de formación de Menta Beauty Place.

La ventaja de estas mechas, dice García, es que “son tan versátiles que se pueden lucir en todos los tonos de pelo, aportando mucha luminosidad”. Además, según Sestelo, “el juego de luces y sombras  ayuda a darle dimensión y profundidad al cabello”. 

Aunque él sí tiene preferencia por una tonalidad: “en cabellos castaños o negros lucen especialmente porque el contraste resulta más evidente”. Eso sí, asegura que “no tienen edad”.

Las “chunky” también son compatibles con apuestas más arriesgadas: “una vez decolorado el cabello, también se puede matizar con el color fantasía semipermanente que más nos guste, como un rosa, un morado o un verde”, sugiere la directora de Menta Beauty.

“UNDERCUT” PARA ELLOS.

Y si el “shaggy” domina en las melenas femeninas, para ellos el corte que se ha llevado y seguirá de moda toda esta temporada es el “undercut”.

“Se trata de lucir el pelo muy corto en los laterales de la cabeza, desde abajo hasta la zona de las sienes, y más largo en la parte de la coronilla”, dice Jessica Martín, estilista del salón de belleza Menta Beauty Place.

Otra de las ventajas es que es un peinado fácil de realizar y mantener. “Su técnica es sencilla: consiste en ir afeitando la parte inferior de la cabeza de abajo hacia arriba, que contrastará con la parte superior”, explica la estilista.

Eso sí, no es apto para todos: “debemos evitarlo en  hombres con cabello fino o problemas de calvicie, ya que tener volumen en la parte de la coronilla es primordial en un ‘undercut’”, aconseja Martín.

CORTE “MULLET”.

Y otra apuesta para los chicos es el corte “mullet” que “es un estilo considerado ‘beauf’ en el que la nuca tiene que verse larga, la parte superior corta y todavía más hasta casi rapar los lados”, según David Lesur.

“Fue muy visto en los 80 y 90”, explica, pero señala que “ahora está de moda con la nuca más capeada, al igual que el ‘step mullet’, que se hace sobre un carré con tres pisos y nuca larga, lateral medio corto, y flequillo horizontal”.

 

Advertisement
Click to comment
Advertisement

Facebook

Tendencia