Connect with us

Alimentos

Conoce los beneficios de comer en familia

Conoce los beneficios de comer en familia

Foto:
Maggie Morrill / Pixabay

En muchos artículos que encontramos sobre cómo comer mejor, entre sus recomendaciones sugieren comer en famila lo más a menudo que se pueda, además de tratar de no comer con prisas o de camino a algún lugar.

Con el actual ritmo de vida, las comidas en familia son una situación complicada, donde esos momentos de sentarse todos juntos en la mesa quedan en recuerdo de la infancia.

¿Por qué instituciones médicas recomiendan comer juntos en familia?, ¿cuál el beneficio en ello además guardar buenas memorias?

Ayuda a identificar problemas

En las charlas de comida o al notar ciertos comportamientos se pueden identificar problemas que otros miembros de la familia pueden estar pasando. “Comer en familia es un factor protector para nuestros hijos frente a problemas de alimentación, consumo de sustancias y dificultades de relación con otros compañeros” señala la psicóloga Miriam Magallón, autora del libro “Comer en familia”.

Forja hábitos alimentarios

Comer en casa y en familia es una oportunidad de comer sabroso, nutritivo y saludable y de forjar los gustos y las preferencias por esos alimentos en los niños.

Los hábitos alimentarios se crean en los primeros años y es ahí donde los padres tienen un papel educativo decisivo.

Sea un buen modelo a seguir. Consuma alimentos y bebidas saludables, evite el consumo de refrescos, por ejemplo. Los niños aprenden rápido y a menudo imitan lo que ven. Es una manera de prevenir la obesidad infantil.

La obesidad puede aumentar la posibilidad de que su hijo tenga problemas de salud ahora o más adelante en la vida. Explica el Instituto Nacional de Diabetes y Enfermedades Digestivas y Renales

Mejora la comunicación

Sentarse a comer en familia puede favorecer la comunicación y con ello conocernos más, se comparten experiencias, se comparten problemas y se trata de juntos encontrar solución. También se transmiten valores, como el respeto, la tolerancia, empatía.

Mejora la salud emocional

Al expresarnos, desahogarnos, ser escuchados y saber que se tiene una red de apoyo, hace a las personas sentirse queridas, algo que viene bien a todos los miembros de la familia, no solo a los adolescentes, también las personas de la tercera edad.

Niños más felices y que se relacionan mejor

Los niños que vienen de familias en las que comparten las comidas tienen más probabilidad de estar contentos y tener buenas relaciones con sus compañeros. Con el tiempo, estos niños se esfuerzan más en el trabajo escolar, tienen mejor comunicación con sus padres y disfrutan de tener estrechos vínculos familiares. Explica un artículo de California Childcare Health Program.

Mejora el aprendizaje

Los niños aprenden destrezas sociales tales como el comportamiento en la mesa y el saber tomar turnos.

Te puede interesar: 10 alimentos que ayudan a evitar la depresión

Advertisement
Click to comment
Advertisement

Facebook

Tendencia